¿Reconoces a este muchacho?

Por si alguien no lo sabe, la cuenta de Instagram de Ernesto Sevilla es de obligado seguimiento y visita diaria, como las misas de antaño. Bueno, y no de hace tanto, en algunos casos. 

Porque sí, el muchacho de la foto es Ernesto Sevilla en sus años mozos. Y a pesar de que el actor no especifica la fecha exacta, se pueden calcular, fácilmente, que hayan pasado en torno a 30 años. Sí, la foto se ve regulinchi pero hace tres décadas, lo digital se refería a las huellas de los dedos. 

¿Lo mejor para Ernesto Sevilla? Que está casi igual, incluso mejor. No hay más que echar un ojo a los comentarios para comprobarlo. 

Ellos: que si pajillero, que si vaya cara, que si le has jodido la vida a ese chaval...

ADEMÁS: Las peores películas españolas de la historia

Ellas: que si guapo, que si vaya bombón, que si emoticonos con corazones en los ojos que quieren decir 'te hacía de todo'... 

Y claro, en este tipo de asuntos, hay que fiarse más del criterio femenino. Así las cosas, optamos por opción guapo. 

Lo que parece claro es que Ernesto Sevilla no se va a marcar un Paco León para celebrar su millón de seguidores en Instagram. A cambio, cada cierto tiempo, deleita a sus seguidores con alguna Momia Fantástica. 

ADEMÁS: Nombres de famosos que en España nos cuesta pronunciar

Más allá de sus momentos de levantar la moral fiestera de sus invitados, Ernesto Sevilla garantiza un rato de risas y buen rollo a todo aquel que se pase por su Instagram. 

Eso sí, no diremos que es influencer, no sea que le inviten a la próxima fiesta de 40 personas y la liemos. 

Fotos: Instagram

Ver resumen Ocultar resumen

La fecha del próximo doce de junio está marcada en el calendario por Diney XD para emitir el que será último capítulo de Phineas y Ferb, la serie de animación de Dan Povenmire y Jeff Marsh. Se pondrá fin de esta forma a más de siete años de emisión de unos dibujos que ya han marcado a toda una generación con sus bromas y canciones.

Ver resumen Ocultar resumen

Cuando hablamos del poder de la música, en muchas ocasiones no nos damos cuenta de la magnitud que éste puede alcanzar. Por suerte, siempre hay ejemplos como el de Ronnie Brower. ¿Quién es el bueno de Ronnie? Pues un joven estadounidense que, debido a sus malos hábitos (que incluían alcohol, drogas y un total sedentarismo), se plantó con 306 kilos a sus 28 años. Sí, Ronnie tenía obesidad mórbida y no podía ni salir de casa. 

Galería
Ver resumen Ocultar resumen

Negar el poder de atracción de una escena de sexo en televisión  sería ponerse una venda en los ojos. Algunas quedan fuera de contexto y esas sí que son penalizadas por el espectador. Por el contrario aquellas ficciones que tienen un contenido de nivel y que además añaden momentos de complicidad íntima entre varios de sus personajes tienen un plus que muchos saben valorar.

Páginas