Las 7 películas que mejor mezclaron animación e imagen real

Desde que Disney lanzara su fábirca de sueños en forma de películas animadas, los dibujos animados han enamorado a varias generaciones de pequeños y no tan pequeños. Lo complicado llegó cuando alguien decidió fusionar la animación con imagen real y, lejos de lo que pudiera parecer, dejar algunas obras de arte para la historia. 

Cierto es que desde la entrada de Pixar en nuestras vidas, hace ya más de dos décadas, la animación ha dejado de ser algo exclusivo de los peques de la casa. Hasta entonces, estas películas eran una excusa (aunque tampoco hiciera falta), para ver dibujos animados. De hecho, Pixar nos ha roto el corazón en más de una ocasión

Quien-engaño-roger-rabbit

Dicho lo cual, éstas son las siete películas que, en nuestra humilde opinión, hicieron historia en Hollywood, combinando la magia de la animación y actuaciones que, en algunas ocasiones, fueron merecedores de Oscar. Y no exageramos. 

7 - Scott Pilgrim vs The World (2010)

La premisa era novedosa y muy llamativa. El reparto, sencillamente espectacular. Y la película, en sí, entretenida y divertida. Y a pesar de ello, se estrelló en taquilla. Un batacazo que, sin embargo, la ha convertido en un título de más culto si cabe. La historia se centra en Scott Pilgrim (Michael Cera), quien se enamora de Ramona Flowers (Mary Elizabeth Winstead), la chica de sus sueños. Eso sí, para conquistar su corazón, tendrá que derrotar a sus siete ex novios, antes de que le maten. 

Sí, está basada en un cómic. Y ésa es la gran baza que juega la animación, al más puro estilo tróspido. Guiños a juegos arcade de los 80, bromas combinadas con los dibujos animados y la participación de un reparto muy de cómic: Kieran Culkin, Chris Evans, Anna Kendrick, Brandon Routh o Jason Schwartzman. De hecho, a muchos de ellos, volveremos a verles este 2016 en películas o series de súper héroes.

6 - Space Jam (1996)

Michael Jordan se había retirado, pero todo el mundo contaba con que, tarde o temprano, volvería a los Chicago Bulls. No lo hizo. Bueno, sí, pero antes fichó por los Looney Tunes. Y no fue nada mal. Su recaudación, 230 millones de dólares, la convirtió en la película sobre baloncesto más taquillera de la historia. 

A pesar de ello, la productora esperaba más. Y es que el equipazo que juntaron para rodar, era digno de All-Star. A saber, a Jordan le secundaban Larry Bird, Charles Barkley, Shawn Bradley y, junto a ellos, Bugs Bunny, Pato Lucas o Lola Bunny. Y por si no fuera suficiente, Bill Murray también estaba en el ajo. No obstante, y diga lo que diga Warner Bros, a nosotros nos gustó mucho ver a Air Jordan volar entre semejantes. Es decir, dibujos animados. 

5 - La bruja novata (1971)

Aunque suene a broma, La bruja novata era el Plan B de Disney y Robert Stevenson, por si Mary Poppins fallaba. Por suerte para ellos, fue un exitazo que, eso sí, eclipsó este dignísimo filme en el que Angela Lansbury, la mítica Jessica Fletcher, se metía en el papel de Eglantine Price, una bruja que, por cosas de la vida, debe ir a buscar la última y más importante lección que le queda por aprender. 

Aunque no alcanzó las cotas recaudatorias de Mary Poppins, también ha conseguido colarse en el corazoncito de muchas generaciones. Además, también cazón un Oscar a Mejores Efectos Especiales. Y, seamos serios, la Lansbury siempre es un plus para cualquier proyecto. De hecho, nada más comenzar la película, ella ya sabía quien era el malo. 

4 - Cool World: Una rubia entre dos mundos (1992)

Cuando Kim Basinger estaba en lo más alto de su carrera, y de los pensamientos de millones de fans, se la jugó con una apuesta diferente y arriesgada dirigida, eso sí, por un peso pesado de la animación, Ralph Bakhsi. La historia tiene lugar entre el mundo real y Cool World, en el que viven los doodles (caricaturas) y los noids (humanoides).

A ese mundo es llevado Gabriel Byrne (Jack Deebs) por Kim Basinger (Holli), una doodle cuyo deseo es convertise en humana. Para ello debe tener relaciones sexuales con un humano y Jack, caricaturista del propio Cool Worldes el indicado. Parecía difícil que la animación de Kim Basinger fuera más sexy que la original pero... Por cierto, Brad Pitt también anda por allí y sí, Eduardo Inda... ¡es más joven que él!

3 - Encantada: la historia de Giselle (2007) 

¿Y si el cuento de la Princesa y el Príncipe pasara del castillo a Nueva York? Con esta sencilla premisa, Kevin Lima montó una historia divertida y original que nos dejó a una Amy Adams sublime en su papel de Giselle. De hecho, no fueron pocas las críticas a la Academia por no darle o, al menos, nominarla al Oscar a Mejor Actriz

Junto a Amy Adams había gente como Patrick Dempsey, James Marsden o Susan Sarandon. Un conjunto que llevó a la película a superar los 340 millones de dólares en taquilla, y convertirse en uno de los filmes del año. La historia supo adaptar, a la perfección, la magia de los cuentos Disney, con el día a día de La Gran Manzana. El momento ratas en el apartamento es, sencillamente, genial.

2 - Mary Poppins (1964)

Poco se puede decir de Mary Poppins que no se haya dicho ya. Para empezar, que todos nos sabemos sus canciones casi al dedillo, tras años y años de visionado navideño, Televisión Española mediante. Es lo que tenía la dualidad de canales antes de los 90. Pero daba igual. Mary Poppins es de esas películas que no te cansas de ver. Es mágica. 

Y ojo, tiene ya más de medio siglo. Pero también cinco Oscars, una recaudación considerable para la época (más de 100 millones de dólares) y a una de las parejas musicales y actorales con más flow de la historia del cine: Julie Andrews y Dick Van Dyke (a la altura, incluso más, de otras parejas de TV que nos consiguieron enamorar). Una sola escena, la que introduce a la pareja en los dibujos del parque, les vale para colarse en la segunda posición. Justo, ¿verdad?

1 - ¿Quién engañó a Roger Rabbit? (1988)

En el caso de ¿Quién engañó a Roger Rabbit? no hay que preguntar si has visto la película. La pregunta es, cuántas veces la has visto. Una obra maestra de Robert Zemeckis que, en su día, fue una de las producciones más caras de la historia, con 70 millones de dólares. Eso sí, superó los 320 de recaudación

La película nos cuenta la historia de Eddie Valiant, un detective privado y casi retirado, al que acude Roger Rabbit, un dibu (así denominan a los dibujos en la película), pues le acusan de cometer un asesinato del que dice no ser culpable. 

La magia del cartoon clásico, combinada con una historia de gángsters, al más puro estilo Dick Tracy. Con un Bob Hoskins en estado de gracia, dando réplica al desquiciado Christopher Lloyd (Jiuez Doom). Ahora, si un personaje sobresalió por encima de todos, ese fue Jessica Rabbit. La esposa de Roger ha sido, es y será, el dibujo animado más sexy de la historia hasta el fin de los días

Fotos: Facebook, Instagram y Tumblr

Ver resumen Ocultar resumen

Sorpresa generalizada porque podría hacerlo con los demócratas

Ver resumen Ocultar resumen

Siempre se ha dicho que Francisco Franco era un cinéfilo de pro. Tal vez sea exagerar aplicarle ese calificativo. Para entendernos: si viviese hoy, no te lo encontrarías yendo a ver la última de Sofia Coppola en V.O. Eso sí, tal vez te cruzases con el Caudillo en algún multicine para ver cualquier blockbuster del montón.

Pero sí, vaya, a Franco le gustaba el cine (y bastante).

Le proyectaban todas las semanas un par de películas en El Pardo y lo que más le estimulaba era el western

Páginas