Ana de Armas y su silenciosa conquista de Hollywood

De siempre se ha dicho que para triunfar en Hollywood no tienes que llamar a la puerta, tienes que echarla abajo. Parece que Ana de Armas lo sabe y, como tal, lo está aplicando. Es más, en la Meca del Cine ya es conocida como Ana de Armas Tomar. ¿El motivo? No hay más que ver el tráiler de su penúltimo (e inquietante) proyecto, junto a Keanu Reeves

Y sí, decimos penúltimo, porque la joven cubana, a sus 26 años, ya está inmersa en un nuevo proyecto hollywoodiense. Y no hablamos de un proyecto cualquiera, sino uno dirigido por uno de los genios de la comedia contemporánea, Todd Phillips. Sí, ni más ni menos que el creador de la saga Resacón en Las Vegas. Sí, el mismo que situó al guapérrimo Bradley Cooper en el star system mundial. 

Pues bajo las órdenes de Phillips, Ana de Armas ya está rodando Arms and the dudes. Parece broma, ¿verdad? Pues sí, el título está hecho a medida de la actriz. De hecho, la cosa también va de armas, y de las grandes. 

Contrato con trampa

La película gira en torno a dos jóvenes de Miami a los que el Gobierno USA contrata para que suministren armas a los aliados del país en Afganistán, a cambio de una jugosa cantidad de dinero. Obviamente, las cosas no serán tan simples como parecen y ambos quedarán atrapados en zona bélica, sin opción de volver a casa y con sus vidas en peligro. 

Lo más curioso de la historia es que Todd Phillips se inspiró en un artículo de la revista Rolling Stones, escrito por Guy Lawson, para crear el guión de la película. Otra cosa no, pero original es un rato el director. 

El caso es que Ana de Armas será la novia de uno de los protagonistas. En concreto, de Miles Teller, uno de los nuevos talentos que pisa fuerte en Hollywood. A este joven, de 27 años, le hemos visto en películas como Divergente, y también aparecerá en la nueva entrega de Los 4 Fantásticos. Sí, es un nombre a tener muy en cuenta en el futuro del cine. 

Otro grande de la comedia

Y si Miles Teller es el futuro, el presente y ya parte del pasado reciente es de Jonah Hill, el otro compañero de marras. El protagonista de Supersalidos, Moneyball o Infiltrados en clase continúa en racha y sigue sumando trabajos a sus ya más de 35 películas. Y sólo tiene 31 años. Va camino de récord. 

Sea como sea, lo importante es que Ana de Armas está inmersa en este proyecto y, poco a poco, se va haciendo un hueco en la Meca del Cine. ¿Alguien lo dudaba? Si al talentazo de la joven, le sumamos una belleza natural como pocas, estaba claro que en Hollywood se iban a pegar por ella. Cierto es que aún no se ha dado el caso pero, tiempo al tiempo. 

Tener tu nombre en una silla en Hollywood es un salto de calidad

De momento, verdad o no, el título de su próxima película, parece un homenaje a su apellido. Ahí queda eso. Y si Todd Phillips convirtió a un guapo actor con talento como Bradley Cooper en un mito viviente a nivel mundial, por qué no podría hacer lo mismo con la preciosa actriz cubana. Eso sí, habrá que esperar al estreno, para el que aún queda, para ver si lo consigue. 

Fotos: Instagram

Ver resumen Ocultar resumen

Por mucho que diga Carlos Boyero y muy bien que esté Gary Oldman (que lo está) opinamos que Mank es una película cuyo exceso de cinefilia hace que tienda al bostezo y, sinceramente, tampoco logra transmitir la fascinación que un personaje como Herman J. Mankiewicz debiera, presuntamente, provocar.

O sea, que sí, se puede ver y mejor si se elige la sobremesa y en medio introducimos una breve cabezadita.

Oiga, pero qué dice usted, esto es una obra maestra, la dirige David Fincher, el de Seven.

Ver resumen Ocultar resumen

Dejemos a un lado las comedias imperecederas que resultan más obvias (Buster Keaton, Chaplin, Harold Lloyd) y vamos a unas cuentas piezas maestras o de culto que hicieron grande el cine antes de que escucháramos la voz de sus intérpretes.

¿Y cómo ver estas películas?

Pues rastreando en Filmin, YouTube o la sección de DVD's de su tienda preferida.

Nadie dijo que fuera fácil adentrarse en la prehistoria de la cinematografía internacional.

Vamos a ello (sin orden cronológico pero con concierto).

Ver resumen Ocultar resumen

Si perteneces a eso que llaman generación millennial, no sabrás de quién te hablamos. Así son las cosas. Pero cuando los dinosaurios dominaban la tierra, allá por los 80, Chevy Chase era uno de los astros más fulgurantes de la comedia estadounidense y compartía podio con Richard Prior, John Candy y Gene Wilder.

Comenzó, como tantos cómicos norteamericanos, en Saturday Night Live, el incombustible espacio de humor que sigue (a día de hoy) aportando talento al show bussines mundial.

Páginas