Mónica Carrillo tiene cáncer de piel y así lo ha contado (y mostrado)

"Si tienen un minuto, les voy a contar una breve historia".

Desde hace tiempo, así comienzan muchos hilos de Twitter. Algunos valen la pena, pero otros son basura. No obstante, cuando es Mónica Carrillo quien lo escribe, Twitter se para y lee con entusiasmo. 

En esta ocasión no ha sido diferente, pero el resultado ha sido más impactante que en ocasiones anteriores. Básicamente, porque el hilo era para contar a sus followers y al mundo que padece cáncer de piel. 

"A principios de junio, mi primera salida tras el confinamiento, fue la visita al dermatólogo. El motivo: una pequeña herida que no terminaba de cicatrizar, me acompañaba desde hacía un par de meses". 

ADEMÁS: Famosos que sufren enfermedades crónicas

Pues resultó que "se trataba de un carcinoma basocelular, un tipo de cáncer de piel localizado en la nariz. Aquel mismo día, el doctor me lo extirpó y comencé un lento periodo de recuperación hasta mi reincorporación al trabajo el día de hoy". 

Mucha gente podría pensar que la presentadora de Antena 3 Noticias 1, al trabajar en televisión, optaría por ocultar sus heridas, incluso por no aparecer en pantalla hasta que se le hubiera curado. Pero Mónica Carrillo no es así. Al menos en esta ocasión. 

"Quienes me conocen saben que no soy dada a contar detalles de mi intimidad pero no en esta ocasión. Creo que puede servir para dar visibilidad". Y así lo ha hecho. 

ADEMÁS: Cristina Ortiz, La Veneno, así es su verdadera historia

"La vida, como nosotros, está llena de imperfecciones que hacen que este juego sea apasionante. Aquí tenéis unas fotos de cómo ha sido mi evolución los últimos tres meses, sin filtros ni retoques".

Valiente actitud y muy aplaudida en redes sociales. Desde luego, si quería dar visibilidad a la enfermedad, lo ha conseguido y con creces. Ahora, a reponerse totalmente y a dejar esto en una anécdota. 

Bueno, y esto. 

Fotos: Twitter

Ver resumen Ocultar resumen

Hay una campaña intensísima que llama al voto en Estados Unidos para dirimir la batalla Trump-Biden. Y, generalmente, quien impulsa el voto (que puede adelantarse ya mismo aunque las elecciones sean en noviembre) suele inclinarse por un desalojo ordenado de quien ha ocupado la Casa Blanca durante los últimos cuatro años.

Trump ganó, entre otras cosas, gracias a la abstención de votantes demócratas progresistas que veían a Hillary Clinton demasiado escorada a la derecha.

Y la pesadilla se hizo realidad.

Páginas