Goya 2020: lágrimas, ovación y récord (interruptus) para Benedicta Sánchez

La XXXIV gala de los Premios Goya no pudo comenzar más en alto. 

El Goya a Actriz Revelación fue para una debutante veterana como Benedicta Sánchez, por 'Lo que Arde'. Una debutante de 84 años que se ha convertido en la persona con mayor edad en ganar un Goya. 

Superaba así a todo un mito como Rafaela Aparicio, quien se lo llevó a con 83 años, allá por 1989, con 'El Mar y el Tiempo'. Curiosamente, poco más de dos horas después, Julieta Serrano le ha arrebatado el récord, tras llevarse su Goya a Mejor Actriz de Reparto por 'Dolor y Gloria' con 87 años. 

Y sí, se ha notado que Benedicta Sánchez era favorita para ganar el Goya, en primer lugar, en sus tres rivales: Pilar Gómez ('Adiós'), Carmen Arrufat ('La Inocencia') y Ainhoa Santamaría ('Mientras dure la guerra'), quienes se han alegrado sinceramente por su compañera. 

ADEMÁS: Goya 2020: La alfombra roja

También lo ha hecho un Estadio Martín Carpena abarrotado, en el que las 2.700 personas allí reunidas se han levantado para dar la ovación de la noche a una nueva estrella que aún tenía que brillar sobre el escenario. Allí le esperaban Anna Castillo y Eva Llorach con su cabezón. 

Las dos actrices le han ayudado a subir al escenario y allí, Benedicta Sánchez, ha sabido templar los nervios, dar las gracias oportunas, incluso permitirse bromear sobre si se podía ir ya, tras algo más de cuatro minutos de discurso. Pero aún faltaba el mensaje a los suyos. Un mensaje con dardo a su hija y a sus nietos: "No os olvidéis de la yaya"

Qué menos, ahora que además tiene un cabezón en casa. 

Fotos: Premios Goya

Ver resumen Ocultar resumen

El fútbol y el cine son dos de las industrias de entretenimiento de nuestro tiempo. Arrastran a millones de personas; una a las salas y otras a los campos, pero en ambos caso son capaces de crear ídolos y hacer más llevaderos los fines de semana de muchas personas. Pero de un tiempo a esta parte, aunque hubo antes algún ejemplo, los futbolistas están empezando a hacer pequeños papeles en el mundo del cine.

Ver resumen Ocultar resumen

Estamos hablando del mismísimo Iron Man, del hombre que se metió en la piel del inspector Sherlock Holmes y que, incluso, cambió el color de su piel en la película Tropic Thunder. Un actor llamado Robert Downey Jr. de los que, si algo le huele a chamusquina durante una entrevista, se levanta y se va. Pero sin decir eso de hasta nunqui (como decía una rubia concursante de la última edición de Gran Hermano Vip).

Ver resumen Ocultar resumen

A estas alturas, poca gente duda que Paul Walker era adorable en todos los aspectos. Tras su aspecto y sus papeles de tipo duro y chuleta, había un hombre que se desvivía por los demás, por sacarles una sonrisa y porque estuvieran felices 24 horas al día. Y como muestra, este vídeo que hemos rescatado que, por cierto, no tiene desperdicio. 

Páginas