Famosos desnudos, voto por correo y críticas republicanas: This is America

El próximo 3 de noviembre, Estados Unidos se juega su futuro a corto y medio plazo, en unas elecciones en las que el planeta también se juega su estabilidad a todos los niveles. 

Conscientes de que un tipo que ha negado el coronavirus podría seguir cuatro años más en la Casa Blanca, los famosos se están movilizando a diario para que todos los estadounidenses acudan a votar. 

Especial hincapié se está haciendo en el voto por correo. Un derecho que Donald Trump ha intentado cargarse y que lleva cuestionando meses, con el fin de impugnar los resultados en caso de perder. 

ADEMÁS: Las peores portadas de discos de la historia

Ahora, nadie había hecho lo que acaban de hacer un grupo de famosos top para explicar a sus compatriotas, no sólo la importancia del voto por correo, sino la importancia de hacerlo de forma correcta y que su voto no sea un 'naked ballot' ('voto desnudo'). Así se denomina a los votos que se anulan por defectos de forma (como por ejemplo, rellenarlo con un boli que no sea negro)

Así, celebrities como Sarah Silverman, Chris Rock, Naomi Campbell, Tiffany Haddish, Mark Ruffalo, Chelsea Handler, Sacha Baron Cohen y muchos más se han quitado la ropa para contar a los norteamericanos cómo votar por correo. 

Este anuncio de servicio público, entre otros aspectos, avisa a los votantes que no olviden envolver su voto en el denominado 'sobre secreto'. Y es que si el voto llega desnudo, sin el sobre secreto, será anulado. 

ADEMÁS: No sólo Trump: mandatarios internacionales con Covid-19

Y ojo, que además del sobre secreto, el votante tiene que rellenar también el 'sobre de declaración'. Se trata de un sobre en el que el ciudadano debe rellenar varios datos personales, manifestando que el voto que acompaña es su propia voluntad. Todo muy sencillo. 

Curiosamente, las reacciones en redes sociales al vídeo, han llegado del lado republicano, precisamente el que reniega del voto por correo. Y claro, los comentarios han sido de todo menos agradables. Eso de hacer America Great Again se quedó en la campaña de 2016

Fotos y vídeos: NowThis

Ver resumen Ocultar resumen

Hay una campaña intensísima que llama al voto en Estados Unidos para dirimir la batalla Trump-Biden. Y, generalmente, quien impulsa el voto (que puede adelantarse ya mismo aunque las elecciones sean en noviembre) suele inclinarse por un desalojo ordenado de quien ha ocupado la Casa Blanca durante los últimos cuatro años.

Trump ganó, entre otras cosas, gracias a la abstención de votantes demócratas progresistas que veían a Hillary Clinton demasiado escorada a la derecha.

Y la pesadilla se hizo realidad.

Páginas