Angelina Jolie habla, por primera vez, de su divorcio con Brad Pitt

Han pasado varios meses desde que el mundo del corazón, Hollywood y el planeta entero se tambalearan por la noticia: Brad Pitt y Angelina Jolie se divorciaban. La pareja más poderosa, envidiada y guapa del mundo, ponía fin a una relación que dejaba a seis churumbeles pendientes de la nueva situación. 

Desde entonces, el pasado mes de septiembre, Brad Pitt ha comparecido para asumir la culpa del fracaso de la relación, pero Angelina Jolie no había dicho esta boca es mía. Hasta ahora. La oscarizada actriz ha concedido una entrevista a Vanity Fair en la que ha hablado sin tapujos de todo lo que ha rodeado a su separación estos últimos meses. 

Eso sí, lo ha hecho, como es habitual en ella, de forma elegante, mesurada y conciliadora. Angelina Jolie afirma que sigue "sanando" tras un golpe muy duro. Además, dejó claro que Brad Pitt y ella "nos cuidamos el uno al otro y cuidamos de nuestra familia". 


Una familia que, por el momento, se queda con Angelina Jolie, aunque con el apoyo total de Brad Pitt, con quien ha acordado dejar, por el momento, de lado los juzgados. La pareja quiere llegar a buen término con su acuerdo post matrimonial, para no causar más daño a los seis hijos que tienen.

ADEMÁS: Famosos a los que el divorcio les costó una fortuna

Por el momento, Angelina Jolie tiene fijada su residencia en Los Ángeles, en una nueva mansión, recién adquirida, por un módico precio de 25 millones de dólares. Allí, la actriz ha comenzado su nueva vida, tras pasar "la etapa más difícil. Ahora estamos de camino a emerger para coger aire. La casa ha sido un gran paso adelante para nosotros y para la curación de nuestra familia". 

A pesar de estar más o menos abierta a contar cómo había sido su último año, Angelina Jolie no quiso revelar las razones que le llevaron a pedir el divorcio a Brad Pitt. No obstante, sí ubicó el principio del fin en verano de 2016. "Las cosas empezaron a ponerse feas aunque no quiero usar esa palabra. Se volvieron difíciles", matizaba en la entrevista a Vanity Fair. 


ADEMÁS: Esto es lo que Brad Pitt tiene que decie sobre su divorcio de Angelina Jolie

Lo que sí quiso dejar claro es que el opulento estilo de vida que llevaba la pareja y sus hijos, no ha tenido nada que ver en la separación. "Eso no era un problema. Al contrario, es maravilloso la de oportunidades que podemos dar a nuestros hijos, seis personas con mentalidad muy definidida y de los que estamos muy orgullosos". 

Y es que si algo tiene claro la pareja y, sobre todo, Angelina Jolie, es que sus hijos son lo primero y deben ser protegidos. Una protección que no tuvo la actriz de pequeña, por lo que sabe de lo que habla. "Cuando era niña estaba preocupada por mi madre y no quiero que mis hijos lo estén por mí. Necesito saber que todo va bien".

Fotos: Cordon Press

Ver resumen Ocultar resumen

En el documental OJ: Made in America (sobre el muy controvertido proceso a O.J. Simpson por el asesinato de su ex esposa -que acabó en sorprendente absolución-) alguien dice: "Todo en EE.UU. tiene que ver con la raza". Los disturbios han vuelto a las calles a raiz de la enésima muerte violenta de un afroamericano a manos de la policía. Trump echa gasolina al fuego.  

Hollywood, desde sus orígenes, ha exhibido el problema racial de EE.UU. en diferentes formas.

Ver resumen Ocultar resumen

Juan Carlos Girauta está de plena actualidad aunque no tanto por sus análisis políticos sino por sus estallidos de ira en los que recurre a expresiones (ejem) malsonantes, heteropatriarcales y cutres en una persona humana que pretende convencer al prójimo o prójima. Hablamos, claro, del celebérrimo tuit de Girauta.

¿Qué tuit?

¿En serio nos lo preguntan?

Vale, vale, lo recuperamos por si no hubieran tenido noticia de tal acontecimiento.

Ver resumen Ocultar resumen

Que Arnold Schwarzenegger y Donald Trump se detestan mutuamente no es algo nuevo. Que Arnie es un tipo decente tampoco. Fue gobernador de California por el Partido Republicano pero durante su mandato demostró amplitud de miras y progresismo de la vieja escuela. Nada que ver con la derecha locoide que representa el actual presidente de Estados Unidos. Nada que ver con la derecha locoide que se extiende a lo largo y ancho del planeta, de Bolsonaro a Salvini pasando por Santiago Abascal (el amigo de los niños en El Hormiguero).

Páginas