Vergonzosa agresión a un equipo de 'Cuatro al Día' en Lleida

Una vez más, y ya son unas cuantas, los periodistas, meros transmisores de la realidad, sufren los atropellos de unos cuantos energúmenos. 

En este caso, ha sido un equipo de Cuatro al Día, encabezado por Rocío Cano, el que ha sido agredido en su visita a Lleida. Una ciudad que vuelve a estra confinada, por culpa de un rebrote que afecta ya a 1.715 personas y que tiene a los vecinos más nerviosos que en la anterior cuarentena. 

Precisamente de este confinamiento iba a hablar Rocío Cano para el programa que presenta Joquín Prat en Cuatro, cuando, como ella misma ha contado, les han arrojado una silla. 

ADEMÁS: Las desgracias que confirman la existencia de 'La Maldición de Glee'

"Sin danos ningún motivo ni explicación, no han tirado una silla y a mi cámara le han dado en la cara, donde tiene una herida. También en el pecho le han dado un golpe. Yo he podido alejarme pero eso es lo que ha ocurrido", narraba Rocío Cano a un indignado Joaquín Prat. 

"Nos recriminaban que por qué estábamos grabando en Lleida", ha señalado la reportera, matizando que el cámara, a pesar del susto y el golpe, estaba bien. 

Un susto que fue capaz de grabar, pues se mostró el momento en que les lanzaban la silla, a escasos metros de su posición.

ADEMÁS: Consejos para aliviar el dolor de cabeza

Sea como sea, resulta vergonzoso que reporteros de todo tipo de programas tengan que soportar este tipo de agresiones, mientras quienes se dedican a difundir informaciones falsas en los medios, campan a sus anchas por los platós de televisión. 

Por otro lado, ya que está grabado, confiemos en que las autoridades identifiquen a los agresores y hagan caer todo el peso de la ley sobre ellos. 

Fotos y vídeo: Mediaset

Ver resumen Ocultar resumen

Qué mala fama tiene la farándula. Piensa la gente que actrices y actores son personas siempre de hábitos tóxicos, que se acuestan a las tantas y están de farra casi permanente. Como si no hubiera actores y actrices que madrugasen. El caso es que Víctor Clavijo ha ilustrado con una breve anécdota cómo imagina el personal a quienes componen el mundo del espectáculo. Con sus droguitas y demás.

Resulta que Víctor Clavijo fue a hacerse una PCR porque así se le exige para trabajar con seguridad como actor.

Y esto es lo que pasó.

Atención.

Ver resumen Ocultar resumen

Ya no sabemos que es realidad y que es fake, admitámoslo, y con Enrique Ponce (torero que ha cobrado protagonismo este verano debido a causas sentimentales o así) ya resulta imposible discernir hasta dónde llega la parodia y hasta dónde el personaje de carne y hueso. Se ha vuelto un influencer y te lo puedes encontrar en Tik Tok bailando como Michael Jackson. Mejor eso que hacer daño a un animal hasta su fenecimiento (opinamos por aquí).

Sea como fuere.

Ver resumen Ocultar resumen

Es verano y, aunque la pandemia arrecia sin que podamos frenarla, resulta inevitable caer en cierta despreocupación y beber horchata a la sombra y hacer chistes tontos pero que nos hacen sonreir como si el mundo fuese un lugar perfecto. Por ello queríamos resaltar la chanza de Bob Bop a cuenta del nombre de Macarena Olona, diputada de Vox que suele tender a la agresividad y la vociferación.

Se trata de una broma sin ánimo de hacer daño.

Una cosa veraniega y divertida, tontorrona pero (a la vez y valga la paradoja) ingeniosa.

¿Por qué no?

Páginas