Un tuit de Ignatius se convierte en el mejor análisis político de 2019

Ignatius Farray es, a día de hoy, uno de los cómicos más inteligentes, reflexivos y empáticos de toda España. 

Sus reflexiones, más allá del histrionismo y el acting están cargadas de profundidad y sabiduría. De hecho, quien siga 'La Vida Moderna' de forma habitual, sabrá que el cómico canario suele dejar algunos discursos absolutamente incontestables y redondos. 

Especialmente fino ha estado en los últimos tiempos con la política. Sin esconder su tendencia progresista, Ignatius es el primero que se muestra crítico con los partidos progresistas cuando lo merecen

Lo que no es habitual es que en una misma reflexión, Ignatius Farray dé un palo a diestra y otro a siniestra. Es decir, un palo a la izquierda y otro a la derecha, señalando la forma en la que se aprovechan del electorado. 

ADEMÁS: Ignatius también opina sobre Cataluña

"La derecha se aprovecha de nuestra realidad y la izquierda de nuestras fantasías". 

Absolutamente viralizado, el tuit ha recibido decenas de respuestas y miles de retuits y me gusta. Y es que el análisis es tan breve como certero. Una definición de brocha gorda de cómo la política, por un lado y por otro, exprime al electorado, tanto en la vida real como en la vida aspiracional.

No hay más que echar un ojo a los comentarios para comprobar que el cómico ha dado en el clavo. Y ya van unas cuantas veces. A ver si 'El Loco de las Coles' era el más cuerdo de la ciudad. 

Fotos: Gtres

Ver resumen Ocultar resumen

Los videoclips irrumpen, inicialmente, como una estrategia publicitaria que promociona canciones y, de hecho un éxito como Thriller consiguió su universal repercusión global mediante el vídeo (de John Landis) que lo acompañaba. Ya antes de que surgiera el videoclip como tal, la televisión ilustraba sus contenidos musicales y, a veces, trataba de ir un paso más allá de la mera grabación (o retransmisión en directo) de una actuación.

Pero el videoclip surge y se consolida en los fabulosos 80. En el mundo y en España.

Ver resumen Ocultar resumen

Hasta 1989 no utilizó el apellido de su padre

Ver resumen Ocultar resumen

La televisión es nutritiva para los políticos retirados y si no que se lo digan a Celia Villalobos, que ha cambiado el candy crush por los platós y allí está, opinando a gritos en todas partes. El caso es que a Albert Rivera le toca reinventarse y bien pudiera terminar dedicándose a la tele. Teniendo en cuenta que no sería la primera vez. Allá por 2011 estuvo Albert Rivera de jurado en el programa El comecocos de Cuatro. Era ya la etapa Mediaset de esta cadena y conducía el espacio Ruth Jiménez.

Páginas