Series españolas que (tal vez) habías olvidado

Fue en 2007 pero parece que haya pasado una eternidad. Telecinco estrenó la adaptación de una serie que en Argentina había sido un enorme éxito. Nos referimos, claro, a Hermanos y detectives, que protagonizaron a medias el actor español Dani Martín y el niño argentino Rodrigo Noya.

Resultó una serie entretenida y tuvo sus seguidores pero Telecinco se lo puso difícil porque la estrenó, la cambió de ubicación, la canceló, la resucitó. La audiencia no respondió como la cadena esperaba y, finalmente, en 2009 llegó su final definitivo.

Pero ahí está.

Quedó en la memoria.

O no.

Pero continuemos recordando series un poco olvidadas.

Año 1993. Antena 3 estrenaba una comedia televisiva con reparto lleno de estrellas: José Luis López Vázquez, Fernando Fernán Gómez, Manuel Alexandre, Anabel Alonso, Antonio Resines y Agustín González (entre otros y otras). ¿Su nombre? Los ladrones van a la oficina.

El resultado fue una serie llena de enredos en la que una serie de veteranos ladrones y timadores vivían experiencias de todo tipo.

Digna de ser revisionada (si la encuentran en algún canal de la TDT dedíquenle unos minutos, valdrá la pena) y con varios de los mejores actores españoles del siglo XX.

Pero aún hay más. Remontémonos a 2004. Chica conoce a chico y viceversa. Hugo Silva y  Elena Ballesteros. Un amor entre jóvenes de diferente clase social. Paco y Veva. Romeo y Julieta sin tanto drama y algunas risas.

Qué recuerdos. Se emitió en TVE y qué guapo estaba Hugo Silva y qué guapa estaba Elena Ballesteros, discúlpennos la frivolidad.

Pero sigamos con este recorrido por series que, quizás, se hayan desvanecido del recuerdo (de Colegio Mayor, serie perdida de los 90 ya les hablamos anteriormente así que la obviaremos) y vayamos, por ejemplo, a recordar Abierto 24 horas, con Pilar Bardem, Beatriz Rico, Pedro Reyes y, sobre todo, un Luis Merlos que demostró su potencia interpretativa para el humor.

Una comedia de Antena 3 que aguantó el año 2000 y el 2001 sin consolidarse como gran éxito pero, bueno, ahí está.

Aquellos maravillosos 90 (y más atrás)

Otra comedia televisiva fue Pepa y Pepe, inspirada en Roxeane y que sí tuvo su éxito. TVE hizo pareja a Verónica Forqué y Tito Valverde y acertó.

También salía en Pepa y Pepe una María Adánez jovencísima y que pronto daría el triple salto mortal a otros humores televisivos y a otras cosas interesantes.

Si nos remontamos más atrás, hasta 1986, y también en TVE, encontramos Media naranja, serie de risa y amor con Iñaki Miramón y Amparo Larrañaga.

La canción para la sintonía era muy bonita y la compuso Javier Bergia.

Y hablando de Amparo Larrañaga, ella estuvo también en Periodistas, otra serie que (poco a poco) se  nos desdibuja de la memoria. Y eso que tuvo grandísimo éxito y estaba José Coronado y Telecinco la emitió sin crueldades.

periodistas-en-telecinco

Se emitió entre 1998 y 2002 y fue una de las grandes ficciones de Globomedia.

Pero volvamos a TVE y a ver quién se acuerda (si es suficientemente veterano en lo de mirar la tele) de Turno de oficio, donde ganó su justa fama como gran actor Juan Echanove y le daban inteligente réplica Juan Luis Galiardo y Carmen Elías.

Corría el año 1986 cuando se estrenó. Qué gran serie. Escrita por Ana Diosdado, que también sedujo masivamente a los espectadores con Anillos de oro o Segunda enseñanza.

Ah, qué tiempos aquellos.

Antes de que llegara Juego de tronos.

ADEMÁS: Las 10 mejores peores series españolas de todos los tiempos

Ver resumen Ocultar resumen

Física o Química, Los hombres de Paco, Yo soy Bea, Nada es para siempre... ¿Te acuerdas de las canciones de estas series (y +)? Hagamos repaso de esos temazos épicos.

Ver resumen Ocultar resumen

Ni República Dominicana ni las costas portuguesas ni Londres ni Roma ni nada. O sí. Pero de otra manera. El caso es que Manuel Bartual, historietista y creador de relatos tuiteros de impacto, ha imaginado un destino diferente para el Rey Emérito. Y tiene una inspiración televisiva evidente. Claro. La casa de papel. Cómo no.

La verdad es que lo del rey Juan Carlos I saliendo de España por sorpresa ha dado para mucho chiste.

Salvo en el caso de la opinancia monárquica que está indignada.

Pero ese es su problema.

Páginas