Secuelas de terror tan malas que casi se cargan la original

Dicen que segundas partes nunca fueron buenas. Lo que no dicen es que algunas de ellas son tan malas, que pueden estropear la primera. Por muy buena que fuera. 

Esta máxima se puede aplicar a cualquier ámbito de la vida, sobre todo el amor, pero en esta ocasión vamos a aparcar a Cupido, para centaros en el mundo del cine. En concreto, en algunas secuelas del cine de terror, tan extremadamente malas, que casi se cargan la película original, en algunos casos, obras maestras. Ojo con eso. 

The Ring 2 (2005)

En el caso de The Ring 2, tiene doble delito, puesto que la versión USA del exitazo japonés, no estaba, ni mucho menos, b la altura del original. Eso sí, fue un taquillazo. Suficiente para una segunda parte en la que ni la propia Samara sabía muy bien que hacer. Y eso que Hideo Nakata, director de la original, se puso al mando de la misma. IMDb: 4,5/10

ADEMÁS: 10 películas de terror eróticas (porque el miedo puede ser sexy)

La Bruja de Blair 2 (2000)

Sí, hubo secuela. Película digna de poner en una Escuela de Cine, para mostrar a los alumnos cómo no hacer una secuela. Para empezar, si la historia está cerrada como en la primera entrega, complicado exprimir más la gallina de los huevos de oro. Pero si encima tu trama, tus protagonistas y tu final son más de risa que de miedo, el fracaso está asegurado. IMDb: 4/10

Tiburón 2: La Venganza (1987)

¿Qué hacemos para una segunda parte? Ya sé: un tiburón más grande y una nueva localización. ¿Resultado? Película considerada entre las más malas... ¡de la historia! Los efectos especiales son de parvulario; las actuaciones, de broma; y la trama se centra más en Ellen Brody buscando el amor que en el tiburón. Casi mejor porque el escualo da vergüenza ajena. IMDb: 2,8/10

ADEMÁS: 28 juguetes low cost que dan vergüencita ajena

Halloween 3: El Día de le Bruja (1982)

¿Y si hacemos una secuela sin Michael Myers? ¿Qué propones? Ya lo sé, máscaras mortales y demoniacas para los niños. Estamos hablando del guión más bizarro que se ha escrito jamás. Obviamente, la siguiente entrega recuperó con acierto a Michael Myers y prescindió del ideólogo de las máscaras. IMDb: 4,5/10

Aún sé lo que hicisteis el último verano (1999)

Para empezar, el título es ridículo porque, al menos, ya han pasado dos veranos. Si a eso sumamos una trama absurda, con concurso y premio en playa tropical incluido, para llevar allí a las víctimas incluido, mal asunto. Pero para rematar el despropósito, tenemos a Jack Black con rastas. ¿Por qué tanto odio? Más de uno dio gracias por morir en la primera parte. IMDb: 3,5/10

Pesadilla en Elm Street 2: La Venganza de Freddy (1985)

Cuando una película de miedo, parece centrarse más en que el protagonista moje que en el asesino, mal asunto. Pero si encima es Freddy Krueger al que se hace de menos, peor aún. Además, lo de matar a Johnny Depp puso el listó muy alto y en la secuela, ninguna muerte se acercó a ese momentazo. IMDb: 5,4/10

Saw (2-3D) (2005-2010)

Alucinamos con la primera entrega, la crudeza del relato, el muñeco y la puesta en escena. Brutal. Y llega la segunda entrega y fue un absoluto y rotundo WTF. Pero es que, tras ella, llegaron otras cinco películas más. Una franquicia de siete película que pudo quedar como una de culto, pero prefirió tirar por tierra su reputación, y venderse al vil metal. 

Los Pájaros 2: El fin del mundo (1994)

Hacer una secuela, 31 años después, no suele ser buena señal. Tampoco lo es titularla pájaros y tener sólo presupuesto para una decena de ellos. Y claro, si la original es del maestro Hitchcock, ¿por qué no dejarlo estar? Pues no. Y lo peor de todo es que llaman a Tippi Hedren... ¡y le dan un papel completamente distinto! Rick Rosenthal, te cubriste de gloria. IMDb: 2,8/10

ADEMÁS: Los 15 muñecos más terroríficos de la historia del cine

Blade Trinity (2004)

Si la segunda entrega de la saga, ya quedó culera, todo apuntaba a que una tercera sólo podía ir a peor. Así fue. Y eso a pesar del odioso personaje de Ryan Reynolds, del lamentable malo que fue Triple H (Jarko Grenwood), un wrestler profesional o los esfuerzos de Jessica Biel por dar profundidad a un personaje que no la tenía. Bueno, y Wesley Snipes en muy baja forma. IMDb: 5,7/10

Jeepers Creeprs (2003)

Este caso tiene delito porque la primera parte ya fue culera, pero es que la segunda es absolutamente hilarante. En un primer visionado, el argumento parece el de una criatura asquerosa que quiere tener sexo con alguna jovencita de las que atrapa en un autobús escolar. Ah, ¿pero no era ése el argumento? IMDb: 4,3/10

Fotos y vídeo: Reddit, Twitter, Instagram y Tumblr

Ver resumen Ocultar resumen

Pensaba que el papel de Joaquin Phoenix sería suyo

Ver resumen Ocultar resumen

Ahora la violencia callejera ha estallado en Cataluña como antes se vio en las calles de París con los chalecos amarillos o en Hong Kong. El planeta padece un ciclo convulso. Recurramos al tópico gramsciano: "Lo nuevo no acaba de nacer, lo viejo no acaba de morir y en esta tiniebla aparecen los monstruos". Arde Barcelona, rosa de fuego otra vez y es como si fuera alguna de las películas, cómics y series donde se ha anticipado una distopía que concluye en barricadas incendiadas para demoler el sistema.

Páginas