MYHYV: Steisy tiene un nuevo bombazo del trono de Cristian

Telecinco

La recta final en el trono de Cristian comienza a dar sus pasos; ya se nota en el ambiente del plató de Mujeres y Hombres y Viceversa que está todo a punto de decidirse. Y ahora comienzan a aflorar tensiones que estaban silenciadas, que permanecían soterradas en los últimos programas.

Después de que el tronista de Valdemoro pidiera la entrada de Blanca (la misteriosa chica que conoció en Barcelona)  sus pretendientas andan muy molestas, temerosas de que el tronista tenga ya decantadas sus preferencias por ella. Si es así, habrán perdido en la recta final y serán superadas, en el último momento, por una chica que no ha estado nada en el programa.

Una chica espera fuera 

Además, Emma desde el inicio del día advirtió a todos que una chica ya estaba a la espera de entrar. Todo el mundo ya daba por sentado que sería Blanca quien llegaría para llevarse a Cristian. Mientras, la rivalidad entre Anabel y Ashley comienza a subir.

Esa amistad entre ellas, desmentida por ambas, que tanto molestaba al tronista es ya casi una cosa del pasado. En el momento en el que Ahsley ha comenzado a ganar enteros y en el que sus citas han subido de tono y confianza con el madrileño ha provocado que Anabel comience a verla como una clara rival, que le puede arrebatar al chico que ella tenía muy segura de ganar.

Y a todo ello hay que sumar la más que posible entrada de Blanca. Tanta presión comienza a hacerle sufrir más de la cuenta a la pretendiente favorita.

En el lado de Manu volvió el gran debate del momento. Y es que no ha habido una división mayor desde la tortilla de patatas con o sin cebolla. El gran dilema del momento es cómo se baja a comprar el pan: en taconazos o con la ropa de estar por casa.

Manu planteó esa pregunta hace unos programas y ahora sus pretendientes iban a darle respuesta a modo de reto. Y la primera en hacerlo fue aquella a la que Manu le preguntó programas atrás. Así Sandra optó por un look muy informal, no en pijama pero casi, Y claro, eso a Jesús Reyes le pareció un sacrilegio. 

A por el pan con o sin tacones

Quien llegó a continuación fue Marta que volvió a fracasar en su reto y eso unido a que en pruebas para obtener cita no logra destacar, está haciéndole perder confianza.  Quien sí que crece como la espuma es Rachel, que de estar a punto de abandonar a situarse no al lado pero sí más cerca de Paola. El reto de la italiana fue típico de su tierra y logró sacar una sonrisa al tronista.

Sonrisas que desapreciaron del plató de MYHYV cuando Emma dio paso a la mujer que aguardaba fuera. Todos esperaban que fuera Blanca, pero no era ella. Apareció Steisy muy seria, compungida y avisando que tenía una información importante que dar sobre el trono de Cristian. De nuevo ella, como hace unos días, y otra vez sobre  Cristian. Pero hasta ahí se pudo saber, porque Emma indicó que se siguiera grabando. Al menos un día de espera para conocer qué es lo que la granadina tiene que contar.

Fotos: Mediaset

 

Ver resumen Ocultar resumen

Están aquellos concursantes que cerraron el capítulo de la fama y rehicieron su vida como la de cualquiera, con sus vaivenes y sus aburrimientos y sus angustias y su estreñimiento o diarrea, según toque. O sea, la existencia de toda persona humana (que diría un cura de la Conferencia Episcopal) y, por ejemplo, irse a vivir a Málaga y olvidar que saliste en la primera edición de Gran Hermano gritando "¡quién me pone la pierna encima para que no levante cabeza! ¡QUIÉN!".

Ver resumen Ocultar resumen

Decía Karina, con su famoso 'Baúl de los recuerdos', que cualquier tiempo pasado nos parece mejor. Uuuuhhh. Y razón no le faltaba, pero con matices. Sobre todo en lo que a televisión se refiere. 

Y nada como poner un ejemplo para reforzar esta afirmación. Un ejemplo para el que no hará falta echar la vista demasiado atrás. Tan sólo habrá que viajar a la primera décadas del siglo. Los añorados 2000. 

Ver resumen Ocultar resumen

No cesa la fuga de anunciantes que abandonan Gran Hermano por el caso Carlota Prada, la concursante que denunció haber sido violada en 2017 sin que los responsables del programa hicieran nada. Y Mediaset ha lanzado un comunicado en el que habla de "campaña de desprestigio".  Una campaña que, según la cadena que dirige Paolo Vasile, tiene culpables.

Páginas