Emilio Aragón: de Los Payasos de la Tele a El Hormiguero

Anuncia Pablo Motos a bombo y platillo la incorporación a su programa de un clásico de la tele. Emilio Aragón saldrá en El Hormiguero esta temporada. Vuelve a la pequeña pantalla uno de los nombres fundamentales de la televisión de nuestro país y el público lo celebra alborozado aunque (ejem) habrá qué ver que papel juega en el circense espacio con el que Antena 3 pelea en el access prime time.

Sea como sea, la noticia nos sirve como excelente excusa para repasar la trayectoria de Emilio Aragón y, sobre todo, aportar algunos detalles que (tal vez) no se conozcan demasiado o se han disipado en la niebla del olvido.

Pero nosotros no olvidamos.

Recapitulemos

1. Cuando Emilio Aragón era Milikito

Milikito y familia

De todos es conocido que Emilio Aragón es miembro de una de las sagas más importantes de clowns que ha habido en España y América Latina. Emilio Aragón fue Miliki, el hijo de Milikito. El alias artístico suena a todo el mundo pero ¿cuál era su papel en Los Payasos de la Tele? Milikito era un trasunto de Harpo Marx, mudo y siempre tratando de comunicarse con su cencerro. Frente al mal rollo metafísico de Gabi y la locura total de Fofito (Miliki templaba gaitas entre uno y otro), Milikito era la ingenuidad casi infantil. "Había una vez/ un circo..."

2. Yo soy Emilio Aragón y usted no lo es

Emilio Aragón en Ni en vivo ni en directo

Emilio Aragón se hizo adulto televisivamente hablando con el programa Ni en vino ni en directo, en el cual se sucedían sketchs entre lo disparatado y lo naif. Humor para todos los públicos libremente inspirado (a veces MUY inspirado) en el trabajo de humoristas televisivos británicos y estadounidenses. Frases de Ni en vivo ni en directo que se hicieron famosísimas y todavía muchos cuñados repiten: Menos samba e mais traballar, Siga la línea blanca y (por supuesto) Yo soy Emilio Aragón y usted no lo es. Se emitió durante los años 1983 y 1984.

3. La peli más raruna que se ha hecho en España

Policía (el peliculón)

Allá por 1987 el grandísimo Álvaro Sáenz de Heredia (autor, entre otras inmortales joyas, de Aquí huele a muerto -pues yo no he sido-) dirigió este peliculón del cual mucha gente conoce el intrigante cartel pero nadie ha visto. Policía está a medio camino entre la comedia y el cine de acción y el reparto es de chuparse los dedos: Emlio Aragón, Ana Obregón, Juan Luis Galiardo, Agustín González y hasta Fernando Sancho (el mexicano de todos los spaghetti westerns rodados en España) en uno de sus últimos papeles.

ADEMÁS: Las 10 mejores peores películas españolas

4. VIP Noche y El Gran Juego de la Oca o la Prehistoria de Telecinco

Emilio Aragón y Belén Rueda en otras glaciaciones

En el principio fue Telecinco y sus mamachicho pero no sólo. También estaba ahí Emilio Aragón, presentador estrella de la primera época de la cadena de Fuencarral. Con Belén Rueda compartió protagonismo en El Juego de la Oca y VIP Noche pero, sobre todo, se hicieron celebérrimas sus zapatillas, que combinaba con traje y pajarita como si de Pelayo Díaz se tratase.

Emilio y sus zapatillas

Las gafas redondas también eran marca de la casa. 

ADEMÁS: Britney Spears en Médico de familia y otras apariciones televisivas inesperadas

5. Cuidado con Paloma que me han dicho que es de goma

El discazo

Sucedió en 1991: el disco de Emilio Aragón se convirtió en uno de los más vendidos del año (sí, no es broma) con canciones como Yo tengo una bolita, Ui se muá, Cuidado con Paloma y (por supuestísimo) Te huelen los pies, tema que daba título al LP. Fue un exitazo de cuidado, señoras y caballeros. Las letras (de nuevo) tendían a lo naif y la música era tan pegadiza que, a día de hoy, quienes los escucharon no han sabido quitárse esos hits de la cabeza.

ADEMÁS: 10 portadas de discos bastante discutibles

6. Y Emilio Aragón se convirtió en director de cine

La última peli de Emilio Aragón

Y, de pronto, Emilio Aragón se puso a dirigir cine y (ale hop) exhibió un talento que, tal vez, muchos no creían que tuviese más allá de su faceta de showman. Pájaros de papel (una historia de artistas ambulantes durante la posguerra) obtuvo excelentes críticas y Una noche en viejo México contó con la presencia del grandísimo Robert Duvall (nada más y nada menos). La crítica tampoco la trató mal. Eso sí, ni una ni otra cinta fueron exitazos de taquilla. Pero Emilio Aragón como director de cine, a juicio de los que saben, funciona.

7. Médico de familia o la gran sensación

Emilio de médico

A la entrada de uno de los platós de Telecinco hay una placa conmemorativa en la que se recuerda que allí (ALLÍ) se grabaron los capítulos de Médico de familia que tuvieron a España en vilo entre 1995 y 1999. Porque para Mediaset (y para la historia de la televisión española) aquella serie fue un hito: llegaba a hacer audiencias del 56'35 (3 de junio del 96) o del 49'9% (12 de diciembre del mismo año). Quién pudiera dar esas cifras hoy en día, suspira Paolo Vasile. Emilio Aragón era protagonista y artífice de un exitazo sin precedentes.

7. Adiós a Telecinco, hola a La Sexta (y ahora Antena 3)

Emilio Aragón cuando era chico de Telecinco

Pero lo de Telecinco se acabó y entonces (ale hop) surgió La Sexta y Emilio Aragón (que ya era capo de la productora Globomedia) se convirtió en presidente de La Sexta y ahora sigue siendo presidente honorario de La Sexta. Pero le ha picado el gusanillo de volver ante las cámara, Pablo Motos le ha tentado y ahí le tendremos, en El Hormiguero. ¡Y compitiendo contra la cadena que él ayudó a construir! Pero así es la tele. Que gane el mejor.

Fotos: Gtres

Páginas