El Príncipe Harry le 'roba' la novia a Robb Stark y la companion al Doctor Who

Dicen que cuando el río suena, agua lleva. Y si ese río se llama Harry de Inglaterra, suele llevar un impresionante caudal de conquistas. La última, además, es una de las actrices más queridas, deseadas y resptadas de todo el Reino Unido: Jenna Coleman. Se trata de una preciosa joven, de 29 años, que desde el año 2012 es clara Oswald, la companion del Doctor Who. Antes de Matt Smith y ahora de Peter Capaldi. Un papel que le ha reportado fama y reconocimiento, no sólo en Inglaterra, sino en todo el mundo. 

Al parecer, el primer encuentro casual de la pareja, tuvo lugar en el Audi Polo Challenge, el pasado 30 de mayo. Sí, hace justo un mes. Fue cuando saltó la liebre y medios como el US Weekly se hicieron eco de la actitud cariñosa y cómplice en la que se les vio toda la noche. Y es que, tras el sarao oficial, los dos se fueron al cumpleaños de un amigo, donde no se separaron ni un minuto. 

Una fuente cercana a la pareja, confirmaba al mismo medio que tan sólo tardaron cuatro días en volver a verse. Fue en el Jax's Bar, un conocido local de Chelsea, en el que Harry le llegó a preguntar si quería irse con él a Namibia y Bostwana. Sí, Harry es todo un conquistador pero cuando se enamora, lo da todo. O eso parece. Y es que el monarca tenía toda la intención de que Jenna Coleman le acompañara en su aventura con The Nature Conservancy. 

Por desgrcia para él, y para todos los medios de comunicación, Jenna tiene que grabar los nuevos capítulos de Doctor Who en Estados Unidos y su respuesta fue negativa. De hecho, según apuntan medios ingleses, ésa es la razón por la que no han ido más allá en su relación, y es que las agendas de ambos, de momento, están a reventar. Se están conociendo, se gustan y a medio plazo, pues ya se verá. 

Adiós, Stark; hola, England

Se verá y lo verá Richard Madden, el que fuera novio de Jenna Coleman durante más de cuatro años y que viene a confirmar que la maldición de los Stark con la monarquía va más allá de Juego de Tronos. Y es que el actor inglés, de 29 años, interpreta a Robb Stark en la épica serie. A pesar de ser uno de los hombres más elegantes y deseados de Reino Unido (y uno de los guapos oficiales de la serie de HBO), hace algunos meses finalizó su relación con la actriz. 

Ahora, tiene que ver como un príncipe ocupa su lugar en el corazón de Jenna. Cierto es que no se trata de un Lannister. Tampoco un Baratheon pero, seamos sinceros, duele igual. Y es que para todos los ingleses, Richard y Jenna eran la pareja perfecta... ¡hasta ahora! El pueblo British está encantado con que Jenna Coleman se convierta en la nueva Kate Middleton y sea quien haga sentar la cabeza a Harry, el Conquistador. Que este sueño se haga realidad, dependerá de ellos. Eso sí, entenderemos que Richard Madden pase un tiempo sin coger papeles que impliquen realeza o algo parecido. Vaya mala suerte. 

Fotos: Gtres e Instagram

Ver resumen Ocultar resumen

Los obispos españoles podrían estar "vulnerando las leyes europeas que prohíben, taxativamente, utilizar fondos o ayudas estatales para empresas privadas". Lo dice eldiario.es, medio que asegura haber tenido acceso al informe preliminar del Tribunal de Cuentas, que añade que la Conferencia Episcopal estaría cometiendo una vulneración de la legislación a nivel europea al financiar TRECE (la antigua 13TV) con dinero de la Renta.

Ver resumen Ocultar resumen

No todas las celebrities estadounidenses votan al Partido Demócrata pero casi todas sí. El progresismo de Hollywood resulta una característica biológica del ecosistema de la industria del espectáculo y aunque gente como Charlie Sheen, Chuck Norris o Jon Voight apoye a Trump incondicionalmente, son la excepción.

Ver resumen Ocultar resumen

Pista: La foto tiene unos 40 años

Páginas