El día que Nick Jonas imitó a Ariana Grande y enamoró a Sarah Hyland

Vaya, vaya con el pequeño de los Jonas Brothers. Bueno, pequeño por edad porque el mozo, a sus 22 años, es un auténtico jovenazo de toma pan y moja, como últimamente ha mostrado en varias publicaciones. 

Eso sí, Nick Jonas también quiere demostrar que no es sólo un amasijo de músculos, una cara bonita y una mirada pícara arrebatadora. Además de todo eso, que es una realidad, el polifacético artista es un talento natural. Y es que a su escasa edad, ya tiene un impresionante bagaje en cine, televisión y música. 

No obstante, en esta ocasión nos vamos a centrar en esta última disciplina. La música. Y es que Nick Jonas pasó recientemente por Capital FM, donde le propusieron un curioso reto: cantar canciones que no son suyas y que se alejan, a priori, de sus registros. Bueno, de los suyos y de los de cualquier ser humanos, pues la primera canción que se marcó fue el complicadísimo Problem de Ariana Grande

The imitation game

Pero, oh sorpresa, Little Jonas lo clavó, dejando sin palabras a la locutora. No contento con ello, se lanzó a por una segunda canción, ni más ni menos que el Bye, bye, bye de 'N SYNC; incluso una tercer por KAnye West y su Gold Digger. ¿Veredicto? Está muy bueno y además canta de lujo. Y es que cómo han cambiado las cosas desde que le descubrimos en Camp Rock, allá por 2008. 

Desde entonces, no ha hecho más que aumentar su número de fans de forma exponencial, hasta el punto de contarlos por millones. Millones entre los que, por estadística, tiene que haber algún famoso. De hecho, a una la pillamos en pleno éxtasis joniano mientras Nick cantaba su último éxito, Jealous, en directo.

Su cara, a medio camino entre me encanta tu voz y estoy a punto de morderte, es toda una declaración de intenciones. Eso sí, alguien puede culparla por tener este tipo de pensamientos. ¿Acaso alguien no mordería, si pudiera, al buenorro de Nick Jonas? 

Fotos y vídeo: Instagram y Capital FM

Galería
Ver resumen Ocultar resumen

Forman parte del recuerdo de la infancia de muchos hombres y mujeres, que un día, y no hace tanto fueron niños Junto a Barrio Sésamo pueden ser considerador los grandes referentes en cuanto a programas infantiles, pero en ambos casos con un fondo educativo.

Barrio Sésamo hizo famoso a Epi y Blas o al Monstruo de las galletas, que llevan más de 40 años haciendo las delicias de sus seguidores. Se podría decir que hay fans casi de cada uno de los personajes que aparecen en escena.

Ver resumen Ocultar resumen

¿Cómo es posible que un bar de Madrid tenga más bares que toda Noruega? ¿Por qué tenemos ese gusto especial por todo lo que es gratis? ¿Es verdad que gritamos demasiado? ¿Tienen respuesta estas preguntas? Pues sí, la tienen, y Juan Herrera y Jordi Moltó, se han encargado de recopilarlas en un descacharrante libro: Marca España. 

Galería
Ver resumen Ocultar resumen

Que los strippers están de moda es un hecho. Es más, cabe decir que es una profesión que siempre ha tenido un curioso estado de permanente auge. Tanto desde el sector masculino como desde el femenino, pocos son los que se controlan ante la presencia cercana de un cuerpo cincelado por dioses, como suele ser el caso. Pero claro, si a este hecho le añadimos que ese cuerpazo es el de una estrella de Hollywood, el subidón puede ser total. 

Páginas