El día que Nick Jonas imitó a Ariana Grande y enamoró a Sarah Hyland

Vaya, vaya con el pequeño de los Jonas Brothers. Bueno, pequeño por edad porque el mozo, a sus 22 años, es un auténtico jovenazo de toma pan y moja, como últimamente ha mostrado en varias publicaciones. 

Eso sí, Nick Jonas también quiere demostrar que no es sólo un amasijo de músculos, una cara bonita y una mirada pícara arrebatadora. Además de todo eso, que es una realidad, el polifacético artista es un talento natural. Y es que a su escasa edad, ya tiene un impresionante bagaje en cine, televisión y música. 

No obstante, en esta ocasión nos vamos a centrar en esta última disciplina. La música. Y es que Nick Jonas pasó recientemente por Capital FM, donde le propusieron un curioso reto: cantar canciones que no son suyas y que se alejan, a priori, de sus registros. Bueno, de los suyos y de los de cualquier ser humanos, pues la primera canción que se marcó fue el complicadísimo Problem de Ariana Grande

The imitation game

Pero, oh sorpresa, Little Jonas lo clavó, dejando sin palabras a la locutora. No contento con ello, se lanzó a por una segunda canción, ni más ni menos que el Bye, bye, bye de 'N SYNC; incluso una tercer por KAnye West y su Gold Digger. ¿Veredicto? Está muy bueno y además canta de lujo. Y es que cómo han cambiado las cosas desde que le descubrimos en Camp Rock, allá por 2008. 

Desde entonces, no ha hecho más que aumentar su número de fans de forma exponencial, hasta el punto de contarlos por millones. Millones entre los que, por estadística, tiene que haber algún famoso. De hecho, a una la pillamos en pleno éxtasis joniano mientras Nick cantaba su último éxito, Jealous, en directo.

Su cara, a medio camino entre me encanta tu voz y estoy a punto de morderte, es toda una declaración de intenciones. Eso sí, alguien puede culparla por tener este tipo de pensamientos. ¿Acaso alguien no mordería, si pudiera, al buenorro de Nick Jonas? 

Fotos y vídeo: Instagram y Capital FM

Ver resumen Ocultar resumen

La actriz María Botto ha expresado su opinión y está en desacuerdo con quienes dicen eso ahora tan de moda de que "todos los políticos son iguales". Algo muy del gusto de Pablo Motos pero que, en un momento dado, ha llegado a suscribir (con matices) el gran Iñaki Gabilondo. Y no digamos Carlos Alsina. Vivimos tiempos complicados. En fin, que María Botto cree que no, que los políticos son diferentes según el modo en que actúen. 

Lo ha explicado en Twitter.

Ver resumen Ocultar resumen

La polarización es una cosa muy fea porque a la mínima entran unos simpáticos ultraderechistas en tu casa y te ponen fino a hostias por haber colocado la bandera republicana en el balcón. La equidistancia consiste en decir que está muy mal dar dichas hostias al prójimo pero que también usted dónde va enseñando la tricolor como si esto fuera Sodoma y Gomorra. Caricaturizamos lo de "ni unos ni otros" que tan de moda se está poniendo entre algunos opinadores y estrellas de la televisión y las tertulias.

Ver resumen Ocultar resumen

Referirse a Pablo Iglesias como "hijo de terrorista" ha reportado a Cayetana Álvarez de Toledo numerosas respuestas (y también aplausos de la facción ultra que hay -muy activa- en redes sociales) y entre dichas réplicas no han faltado la de dos artistas que no suelen morderse la lengua. Hablamos del actor Juan Diego Botto y del cantautor Ismael Serrano.

"Hijo de terrorista" le ha soltado la diputada del PP y marquesa al vicepresidente en el Congreso porque el padre de Pablo Iglesias tuvo vínculos con el FRAP, grupo antifranquista que llevó a cabo acciones armadas.

Páginas