Cuando Mario Casas era un niño de (muchos) anuncios

Lo reconocemos, hemos muerto de amor con este vídeo. Y eso que, siendo objetivos, el Mario Casas actual está mucho mejor que el prepúber de hace dos décadas pero está para comérselo (casi como ahora). Vale que Mario Casas es ahora uno de los actores del momento pero, como todos, ha tenido sus inicios. Y es que uno no se convierte de la noche a la mañana en el chico con cuyas fotos miles de adolescentes forran sus carpetas. El gallego lleva en el mundo de la interpretación mucho (pero que mucho) tiempo. ¡Más de lo que te imaginas!

El actor comenzó su andadura en la pequeña pantalla protagonizando campañas publicitarias. ¡Y nada de una! Hay un sinfín de anuncios donde podemos ver al pequeño de Mario. Él lo tenía claro, quería ser una estrella. Y más claro lo tenía aún si cabe su madre, ya que fue ella quien le animó a probar suerte. Y no sólo a él, también a sus hermanos. Madre y cazatalentos, vaya joya. 

Con apenas siete añitos, el travieso de Casas ya protagonizó el anuncio de Telepizza: "Con telepizza te lo vas a pasar de cine", dice entusiasmado el pequeño Mario en el anuncio. Se podría decir que fue por aquel entonces cuando comenzó a dar sus primeros pasos en la televisión. Y desde entonces, la cosa ha ido en aumento (y subiendo).

El secreto está en los Casas

Tras ese simpático anuncio, llegaron muchos otros como Maggie, Renfe (que protagonizó junto a su hermana), Scalextric o Barbie Sirena. Sí, Barbie Sirena y aunque no lo parezca, hay actores que han hecho cosas mucho más bizarras. Y es que el protagonista de Tres metros sobre el cielo era uno de esos niños pillos y traviesos que por muchas travesuras que hagan, te conquistan con tan sólo una sonrisa pícara. 

Él lo tenía claro, quería ser actor. Así que peleo y peleó para convertirse en el actor que es hoy. De hecho, cuando tenía tan sólo 14 años, acudía solo a los castings si su madre no podía acompañarle. ¡Era un niño dispuesto a hacer lo que fuese para demostrar su talento!

Así que en cuanto cumplió la mayoría de edad, no esperó ni un minuto más. Mario hizo las maletas y puso rumbo hacia la capital. Fue en Madrid donde decidió comenzar a estudiar lo que verdaderamente le apasionaba: la interpretación. Así que, fue en la escuela de Cristina Rota donde absorbió como una esponja todo lo que hoy sabe. 

Hace ya 10 años que conocimos al actor por primera vez en una serie de televisión: SMS (Sin Miedo a Soñar). Fue entonces, con 21 años, cuando comenzó a destacar en televisión, y esto le llevó a conseguir el papel con el que revolucionó: el de Aitor en Los Hombres de Paco. A partir de aquel momento, comenzó el furor Mario Casas.

Mario-Casas-Nueva-York-Cachas-metro

Desde entonces, es considerado como uno de los "guapos oficiales" del cine español. El gallego levanta pasiones allá por donde pisa, y la verdad es que no es para menos. Porque el tiempo ha pasado muy bien para el actor, pero sin perder esa sonrisa pícara que le hizo niño de anuncio hace bastantes años.

Y así, poco a poco, casting a casting, Mario Casas consiguió convertirse en el actor que es hoy y llegar a ser protagonista de algunas de las películas más taquilleras y de las series más vistas de nuestro país.

Fotos: Gtres

Ver resumen Ocultar resumen

La comisión territorial del Congreso que el PSOE logró poner en marcha en colaboración con el PP a cambio del apoyo de los socialistas al 155 va camino de convertirse en una pasarela de celebridades.

Para el PSOE es la antesala de una reforma de la Constitución y para Mariano Rajoy, según explicó a Pedro Piqueras, un sitio para charlar.

El caso es que los socialistas han elaborado una amplia lista de comparecientes y no se han limitado a llamar a juristas y políticos.

Ver resumen Ocultar resumen

Consejos importantes para la Navidad

Ver resumen Ocultar resumen

Fue Miquel Iceta a El Intermedio y volvió a bailar. Resulta ya una costumbre en el líder del PSC que, incluso, se quejaba en el programa de Bertín Osborne de que no hay mitín donde la gente no le pida que se marque unos pasos de baile. 

El caso es que Iceta bailó con Thais Villa y ha recibido críticas.

Y no se ha criticado su estilo de baile (que podría hacerse) sino que se ha abierto un debate político al respecto. Estamos en campaña y ya se sabe.

Páginas