25 tattoo fails de Star Wars: cuando la fuerza no acompaña

Star Wars: The Force Awakening está a la vuelta de la esquina. Y claro, algunos fans se vienen tan arriba que decicen tatuarse algo de la saga. El problema no es que lo hagan, el problema es cómo, dónde y quién se lo haga. Y es que el resultado puede ser catastrófico... De hecho, ya recopilamos unos cuantos atentados en tinta que te dejarán de piedra pómez

George Lucas creó un monstruo de seis cabezas, y ahora, J.J. Abrams (con la ayuda de Disney), va a ampliar ese número a nueve y lo que te rondaré morena. Y claro, desde 1977 que se lanzara la primera de las películas, han pasado 38 años. Casi cuatro décadas en las que los acérrimos fans de Star Wars han tenido tiempo de hacer todo tipo de locuras. Ojo, algunos famosos también tienen tattoos rarunos, aunque no de Star Wars 

¿Qué entendemos por locura? Pues, por ejemplo, coger al bueno de C3-PO y customizarle. Y cuando hablamos de customizarle, no nos referimos a cambiarle de color o modularle la voz, sino a ponerle una peluca Shirley Temple y dejarlo, para siempre, en tu piel. A eso llamamos locura. 

C3PO-Shirley-Temple-Star-Wars-Tattoo-Fail

Y claro, si hemos empezado con C3-PO, toca seguir con su compañero de aventuras. Sí, el amigable R2D2, al que han defenestrado en la nueva película, también ha tenido su ración de tuneado en tinta y el resultado, como decirlo, no ha sido el esperado. 

Bad-Star-Wars-Tatoos

Aunque si hay tres personajes que se llevan la palma tatuadora son Chewbacca, Yoda y, como no, Darth Vader. De hecho, El Señor Oscuro ha dado tantas de cal como de arena en el mundo tinta. Eso sí, ningún tatuaje podrá igualar nunca al que se hizo este valiente. Hablando mal y pronto, el tattoo es la pol**. Literal. 

Star-Wars-Dick-Tattoo

También están aquellos que no terminan de coger el mensaje que envía Darth Vader. Es más, si hay algo junto a lo que nunca veríamos al malo malísimo de Star Wars es junto a un corazón pero ésta es la magia (y el peligro) de los tatuajes, que puedes hacerte lo que quieras. Y lo que quieras incluye cosas como ésta...

Star-Wars-Tattoo-Fail

Aunque claro, mejor un Darth Vader amoroso que no la versión zombie, medio derretido y bizarro de Yoda. En serio, ¿qué pretendía el dueño de este tatuaje? 

eye-pop-yoda-Star-Wars-Tattoo-Fail

La última pata de este tridente de los horrores era Chewbacca. Sí, el bueno de Chewie también ha tenido que ver como su imagen, su figura y su dignidad eran machacadas por los que, presuntamente, eran fans de la saga. Y no, aunque Norman Reedus, esto es Daryl en The Walking Dead, le guste tu tattoo e intente chuparlo, no te salvas. Si salieras en TWD, estarías en nuestro ranking de personajes detestables de la temporada. Y lo sabes. 

Chewbacca-Under-Arm-Star-Wars-Tattoo-Fail

También hay gente que sólo quiere ver el mundo arder. Y hacerlo con una aglomeración letal de maldad al cuadrado. Por un lado, Darth Vader. Por otro lado, Grumpy Cat. Ambos juntos conforman lo que podría ser el enjendro más maléfico desde Belcebú: Grumpy Vader Tattoo. 

Grumpy-Cat-Vader-Tattoo

Fans de Star Wars, que sepáis que os adoramos pero hay puertas que nunca deben ser abiertas. Menos ahora que Disney, la Fábrica de los Sueños infantiles, está detrás de la saga. Dejemos que los niños se enganchen a Star Wars por ellos mismos y evitemos crearles traumas de por vida con una sola imagen. Bastante la liaron ya algunas películas presuntamente infantiles. Gracias. 

Fotos: Redes Sociales

Ver resumen Ocultar resumen

Dejando secuelas a varias generaciones

Ver resumen Ocultar resumen

Se ha convertido Santiago Segura en el cineasta favorito de la derecha patria bien sea porque Torrente no era tanto una parodia como una subrepticia exaltación de lo reaccionario o quizás porque últimamente se ha abonado el actor y director a un discurso muy del gusto de quienes quieren derrocar el Frente Popular de Sánchez e Iglesias, de Carmen Calvo y Yolanda Díaz, de Irene Montero y Nadia Calviño.

Ver resumen Ocultar resumen

La secuencia Habeas Corpus es de lo mejor que se ha vitalizado esta semana. Ciudadana contra agente del orden por su derecho a ir sin mascarilla, confrontación verbal entre ambas partes y, al final, la ciudadana que sale por peteneras repitiendo como una letanía “Habeas Corpus ¡ya!”. Casi está a la altura del famoso “Queremos ir a misa”.

¿No lo han visto ustedes?

Eso no puede ser.

Páginas