Bob Pop emociona al visibilizar la esclerosis múltiple que padece

Bob Pop ha hecho una de las confesiones más duras, emotivas e hilarantes de la historia de la televisión.

Como es habitual, lo ha hecho en 'Late Motiv' (Movistar+) pero, esta vez, en compañía de todo un Pedro Almodóvar, quien acudió a presentar 'Dolor y Gloria', su última película. Una película que ha marcado de tal manera a Bob Pop que le ha llevado a contar a toda España la enfermedad que sufre: esclerosis múltiple. 

Obviamente, lo ha hecho al estilo Bob Pop. Es decir, hablando muy rápido, contando muchas cosas en poco tiempo, entreteniendo como pocos y, sobre todo, quitando valor a un paso dado que, sin embargo, resulta de lo más valiente que se puede hacer en televisión.

ADEMÁS: Bob Pop y su escatolófica comparación de la ultraderecha

El colaborador, antes de comenzar, ha confesado que "estoy muy nervioso, todo va a salir mal, perdonadme en casa". Y es verdad que se le veía más nervioso de lo habitual, pero lo lógico era pensar que tener a Pedro Almodóvar al lado era el motivo. Y lo era, pero no el único. 

Bob Pop ha comenzado a contar su historia. La historia de un niño de 16 años al que el chico del que estaba enamorado invitó a ver a David Bowie en el Vicente Calderón. El estado de nervios que tenía ese día le llevó a confesar a la madre de ese niño, su suegra potencial, que estaba enamorado de él. 

¿Qué tiene que ver el Bob Pop teenager con el actual? Pues que "lo de ir el miércoles pasado a 'Dolor y Gloria' fue volver a tener la misma sensación que ir a ver a Bowie con 16 años otra vez. Exactamente la misma sensación. Estaba histérico otra vez. Y fue la primera vez que hice un photocall y salía del armario como un señor con bastón". 

ADEMÁS: 10 famosos que sufren una enfermedad crónica

La definición de su look, absolutamente gloriosa. "Es un Miguel Bosé meets Antonio Gala y no sé por qué no he sido portada en todas las revistas". 

Y ahí es cuando Bob Pop soltó la bomba. "Después de la película fue la fiesta de la Joy y todo el mundo encantador conmigo. Nada más entrar en la Joy, estaba Jordi Évole y me preguntó por qué iba con bastón y en vez de inventarme algo le dije la verdad...". ¿Cuál es la verdad? 

"Tengo una enfermedad neural degenerativa que se llama esclerosis múltiple y estoy en un momento degenerativo que apenas tengo movilidad, no puedo mover la mano derecha y casi ni escribir. Claro, Jordi se quedó de pasta de boniato porque lo primero que se comió fue lo de mi enfermedad". 

ADEMÁS: Así fue el hilarante regreso de Bob Pop a las discotecas de ambiente de Madrid

¿Y qué tiene que ver la enfermedad de Bob Pop con 'Dolor y Gloria'? Pues el colaborador de 'Late Motiv' también acabó por relacionar todo, como siempre hace. "Hay un momento en 'Dolor y Gloria' en el que el personaje de Antonio Banderas dice que las noches que se levanta con un solo dolor, es ateo. Esa frase es la historia de mi vida". 

La ovación que se llevó Bob Pop en plató es proporcional a las muestras de apoyo y cariño que le han mostrado en redes sociales. Una ovación a la que no podemos sino sumarnos desde ZelebTV. Hay que ser muy valiente, o estar muy nervioso, para contar lo que contó Bob Pop y hacerlo como él lo contó. Bob Pop, siempre en nuestro equipo. 

Fotos: Movistar+

Ver resumen Ocultar resumen

"La noticia ya resulta siniestra", comienza la periodista Cristina Fallarás mientras comparte el texto de Público a través de Twitter, "pero lo verdaderamente aterrador es la siguiente afirmación: según los mandos, hay que estar preparados para todo, y más en los tiempos de que corren".

Ver resumen Ocultar resumen

"Un amigo acaba de recordarme este viejo tuiteo, y creo que sigue siendo oportuno"

Si Arturo Pérez-Reverte recupera un tuit de hace tres años y medio, es porque ese momento debe ser impagable. Y vaya si lo es. El escritor ha echado la vista atrás y ha recuperado uno de sus momentos cumbre de la literatura en 280 caracteres. 

Ver resumen Ocultar resumen

El 13 de noviembre de 1992, el crimen de Alcàsser conmocionó a toda España. No sólo supuso el brutal asesinato de Desirée, Miriam y Toñi, sino que fue el primer caso de asesinato cubierto por la prensa más amarillista. Un caso que supouso un antes y un después a la hora de informar.

A lo largo de la década de los 90, el caso Alcàsser llenó horas y horas de televisión, cientos de portadas y páginas y mantuvo a sus protagonistas como personajes televisivos de primer nivel. Pero con el paso de los años, el caso fue perdiendo fuerza y acabó en el olvido. 

Páginas