La idea era buena; la ejecución, discutible (los memes mal de 'GH VIP')

Este miércoles arranca una nueva edición de 'GH VIP'. La séptima

Y lo hace con dos certezas. La primera, una audiencia estratosférica. La segunda, millones de tuits en cada gala en directo. 

Quizás de esta segunda certeza ha surgido una de las ideas más locas y maravillosas que alguien ha tenido en torno a la casa de 'Gran Hermano': copiar e imitar los mejores GIFs con los concursantes de esta edición

La idea no sólo fue propuesta por alguien, sino que fue aceptada por otra persona con mando. El resultado es que a horas del estreno, tenemos a Dinio, Adara, El Cejas y compañía, metidos en la piel de los memes más famosos de Twitter. 

ADEMÁS: Todos los concursantes de 'GH VIP 7'

Y sí, la idea suena majestuosa pero la ejecución ha sido discutible

Es más, si el Súper y compañía piensan que los tuiteros los van a usar durante los tres meses que dura la edición, están en lo cierto, pero eso no quita para que ver a esa señora que dice ser Dinio imitando a Vincent Vega, sea digno de arrancarse los ojos. 

Por no hablar Anabel Pantoja sobreactuando para un GIF o Hugo Castejón pensando que, de verdad, es digno sucesor de Julio Iglesias. 

ADEMÁS: Descendiendo a los infiernos: GH VIP 7

Ahora, si ha merecido la pena este suplicio ha sido por ver a los dos únicos concursantes que han dado la cara en esta iniciativa loca: Alba Carillo y El Cejas. Ella, imitando a la niña que sonríe mientras su casa arde al fondo. El youtuber, metiéndose en la piel del niño ochentero que levanta el pulgar al ver su nuevo ordenador Amstrad CPC

Fotos: Zeppelin

Galería
Ver resumen Ocultar resumen

A días del estreno en Guadalix

Ver resumen Ocultar resumen

Vuelve el reaility de los famosos

Ver resumen Ocultar resumen

En First Dates puede hallar el espectador o espectadora grandes encuentros que acaban en catástrofe. Y te echas unas risas, confesémoslo. El dating show de Cuatro funciona en cuanto a audiencia y perplejiza al más pintado porque hay personajes que parecen pura caricatura. Es el caso de un chaval con ínfulas de influencer (valga la cacofonía) y que rechazó a su pretendiente porque cogía el transporte público y no quería hacerse operaciones de estética.

Verlo para creerlo.

Páginas