La foto del alcalde de Madrid que ha hecho malpensar a Quique Peinado

Los límites del humor. Ese debate que tantas tensiones (e incluso procesamientos judiciales) genera. Quique Peinado se ha asomado a esa frontera invisible y ha dicho que no, que mejor no bromear con ciertas cosas. Quique Peinado ha visto una fotografía del alcalde de Madrid con un miembro de la jerarquía eclesiástica y ha malpensado. Según entendemos. Que lo mismo entendemos mal.

En fin, José Luis Martínez-Almeida vuelve a estrechar lazos entre el consistorio madrileño y la Iglesia católica.

No podía ser menos.

Y Quique Peinado se muerde la lengua.

Si es que...

Pero, oye, para una cosa graciosa que aparece en el perfil de Twitter de Martínez-Almeida, no vayamos a quejarnos.

Porque el alcade de Madrid, como tuitero, es bastante soso.

Autobombo y poco más.

Por ejemplo.

 

Habrá quien piense que quienes tienen suerte son las valencianas y valencianos.

Sea como fuere, ese señor sumó para gobernar la ciudad de Madrid.

En cuanto a Quique Peinado, ahí sigue con sus asuntos televisivos y radiofónicos. 

Y Zapeando, a quien muchos auguraron una muerte fulminante por falta de audiencia cuando Dani Mateo sustituyó a Frank Blanco, sigue igual, sin grandes cambios. El público es perezoso a la hora de cambiar de canal, aunque Risto apriete a ver si se lleva el gato al agua.

Seguiremos informando.

De Quique Peinado y de Martínez-Almeida.

ADEMÁS: Quique Peinado vs Espinosa de los Monteros: ZASCA

Fotos: Gtres

 

 

Ver resumen Ocultar resumen

Un periodista no es el juez de la horca, creo yo, sino alguien que va a los sitios y cuenta a los demás lo que ve. Construye un relato lo más ecuánime posible incluso si se trata de la historia de un crimen. ¿Y si es el asesinato de un niño? ¿Cómo no desear lo peor a quien ha quebrado la vida de una criatura que tenía toda la vida por delante? Bueno, va en el sueldo del periodista eludir esa tendencia absolutamente humana a la venganza, y aportar honestidad y retratar sin maniqueismos incluso al criminal. ¿Es lo que hacen las televisiones? No exactamente.

Ver resumen Ocultar resumen

Corría el año 2011 cuando Alejandro Sanz, en un gesto de solidaridad, lanzó un tuit de apoyo a los murcianos, tras el terrible terremoto de Lorca. 

Cuenta la leyenda, o más bien el propio cantante, que hubo un complot para decir que en vez de 'nuestra', había puesto 'buestra', con 'b', en vez de con 'v'. El enfado de Alejandro Sanz fue tal que amenazó con dejar Twitter. No lo hizo. 

Menos mal. 

Ver resumen Ocultar resumen

Piden una rectificación y una disculpa

Páginas