José Manuel Soto contra el "exhibicionismo" del Orgullo Gay

Atención, que José Manuel Soto ha hablado sobre la celebración del Orgullo Gay y lo ha hecho sin despeinar ni un solo cabello del peinado de español de derechas que gasta el cantante sevillano.

A ver.

Se muestra José Manuel Soto respetuoso con la diversidad sexual pero hasta cierto punto y siempre y cuando no se le toque el bolsillo.

Que se subvencionen los toros, bien; que se subvencione el Orgullo Gay, no tan bien.

Lo de siempre.

Libertad pero no libertinaje (que es lo que decían los franquistas para negarse a abrir la mano cuando la dictadura y primera democracia).

Con un poquito de "ojo, que también tengo amigos homosexuales" que dicen mucho los cuñados. 

José Manuel Soto es así.

Tampoco le hace gracia que toquen el Valle de los Caídos

Otra cosa que le perturba a José Manuel Soto es que vayan a sacar del Valle de los Caídos los restos de Franco. No le hace al cantante demasiada gracia Pedro Sánchez como presidente así que tira de ironía y le anima desenterrar a Franco con sus propias manos. Sí, así como lo oyen.

Y por seguir con las denuncias de José Manuel Soto, también le preocupa lo de los manteros. Ojo al dato. 

El maravilloso mundo de José Manuel Soto. 

ADEMÁS: El franquismo feliz de José Manuel Soto 

Foto: Gtres

Ver resumen Ocultar resumen

Un despropósito que va a costar muchas vidas

Ver resumen Ocultar resumen

Dice el actor y director de cine Daniel Guzmán que, a lo mejor, "ahora que hemos cogido la costumbre de salir todos los días a las ocho de la tarde a la ventana a aplaudir a nuestros sanitarios", es momento de que nos planteemos, también, otro tipo de apoyo a aquellos y aquellas que se juegan la vida en estos momentos de crisis sanitaria (y no sólo mientras dura la pandemia, por cierto).

Ver resumen Ocultar resumen

Si hay una cosa buena que está dejando la cuarentena, es que muchos rostros televisivos están mostrando sus casas. Las videollamadas, el recurso de moda para las entrevistas, dejan ver la zona del hogar donde esté el ordenador o donde se sitúe el entrevistado con el móvil. 

En el caso de Rosa Díez, lo tiene en su habitación. O en una de ellas. Y lo que se ha podido ver a hecho que Twitter implosione. Y con razón. 

Páginas