Femen, contra el muñeco de cera madrileño de Trump

A Donald Trump no dejan de surgirle enemigos. Y la animadversión que genera se extiende incluso a sus réplicas de cera. La última se presentaba este martes 17 de enero en el Museo de Cera de Madrid y, como era de esperar, ha venido con polémica. Pero hoy no por el parecido (o la ausencia de él) entre el Donald Trump verdadero y su doppelgänger de cera madrileño. La culpa en esta ocasión ha recaído en una activista de Femen, que ha irrumpido en mitad de la presentación dirigiéndose a “las partes nobles” de la figura del presidente electo y gritando Grab patriachy by the balls (Coge al patriarcado por las pelotas), el mismo mensaje que llevaba escrito en distintas partes de su cuerpo. 

Tal vez te interese: Los crímenes de los Museos de Cera

El momento era captado por el medio digital Eslang, que lo compartía a través de un vídeo difundido en su cuenta de Twitter.  

La propia cuenta de Twitter de Femen España (@FemenSpain) ha reivindicado la acción mostrando una foto de la activista y el siguiente mensaje: “FEMEN acaba de agarrar por las pelotas a la figura de Trum en Madrid! GRAB PATRIARCHY BY THE BALLS”.

Tal vez te interese: La intrigante estatua de cera de la infanta Leonor en el Museo de Cera de Madrid

Y todo esto sin que ni siquiera haya jurado su cargo todavía...

Fotos: Twitter (@MuseoCeraMadrid y @FemenSpain)

Vídeo: Eslang (@eslang)

Ver resumen Ocultar resumen

Mucho ha cambiado TVE desde 1978 hasta ahora. Una época en la que el Renault 5 y el Citroen CX eran los coches de moda y en la tele eran tendencia el bigote y la barba. 

Un 6 de diciembre de aquel año se votaba la Constitución y toda España estaba pendiente de qué saldría (si SÍ o si NO).

Los currelas todavía eran mayoritariamente hombres en las fábricas (y en casi todos los lados) y desayunaban un bocata de anchoas con queso regado con Soberano y los domingos se ponían Varón Dandy para oler bien.

Ver resumen Ocultar resumen

Ha hablado Bob Pop de su abuela Felisa, fan de Jimmy Somerville (The Communards) y muy aficionada al fútbol. Y ha contado una anécdota: el abuelo de Bob Pop apagaba la tele cuando perdía el Real Madrid, equipo del que era fanático, y su abuela Felisa se quedaba con las ganas de ver el partido. ¿Cómo lo solucionaba? Mediante una llamada de teléfono. Hay que escuchar a Bob Pop contar la historia completa, con su ternura y humor característicos.

Ver resumen Ocultar resumen

Primeras críticas al succionador

Páginas