El joven ultracatólico que reza por los 'podemitas' y por Wyoming

Si las entrevistas de Manuel Burque, habitualmente, rozan la surrealista, es por el particular humor que tiene el colaborador de 'El Intermedio'. Pero cuando se encuentra a un entrevistado más surrealista que él, el resultado es casi imposible de describir. 

El colaborador de 'El Intermedio' se echó a la calle con una misión: hacer una colecta para ayudar a la Iglesias a salvar a los ateos. En plena recogida de fondos, Manuel Burque se ha encontrado con la versión veinteañera de Juan Pablo II

Un joven ultracatólico, con un discurso medieval pero muy bien aprendido que, cosas de la vida, conocía 'El Intermedio'. "¿Cómo pretendéis ayudar si 'El Intermedio' es un programa anticristiano y herético?", le preguntaba a Manuel Burque. 

ADEMÁS: 20.000 católicos piden a Netflix que cancele una serie... ¡de Amazon!

Eso sí, el joven sacristán, como confesó ser en plena entrevista, reconoce que el programa "me hace mucha gracia, aunque es un poco hereje". Además, optó por no colaborar en la colecta de Manuel Burque porque "la Iglesia no necesita salvación del hombre". Lo dicho, el discurso lo lleva para sacar un 10 en el examen. 

Preguntado por el país, en general, este joven cristiano 'extreme' considera que "España está necesitda de conversión y de volver a las raíces de una tierra cristiana por naturaleza". 

ADEMÁS: Manuel Burque a Leticia Dolera: "¿Te puedo dar dos besos o es machista?"

La última pregunta de Manuel Burque, como no, por los 'podemitas' y por Wyoming. "Hay que rezar por ellos. No hay que juzgarlos, sino comprenderlos". En cuanto a Wyoming, "hace reír muy bien. Rezo por ti". Esperemos que rece por él y por todos sus compañeros y por Manuel Burque el primero. 

Fotos y vídeo: Atresmedia

Ver resumen Ocultar resumen

Tal vez ya lo hayas visto. Si no, merece la pena que eches un vistazo más abajo. Cámara que apunta al público durante una retransmisión deportiva y una parejita que se hace un selfie sonriente para luego congelar su sonrisa y mostrar unos rostros de aburrimiento absolutamente fulminantes. El selfie seguramente daba a entender que se lo estaban pasando muy bien. La secuencia captada por la cámara exhibe un aburrimiento atómico.

Es hilarante.

Eso también.

Y que viva Twitter y su viralidad.

Ver resumen Ocultar resumen

Los medios de comunicación se llenan, en estos días, de opiniones a favor y en contra del acuerdo de Gobierno alcanzado entre PSOE y Unidas Podemos pero hay a quien le falta el parecer de una pieza fundamental en esta historia: el de la clase trabajadora.

Lo dice Quique Peinado, colaborador de Zapeando (laSexta), asegurando a través de las redes sociales que, quizá, "molaría que los medios de comunicación diesen algún titular sobre si inquieta a la clase trabajadora el posible nuevo gobierno".

Ver resumen Ocultar resumen

Qué cosas tiene la convulsa actualidad. Las movilizaciones en Cataluña se cruzan con una celebridad chanante de nuestro ruedo ibérico. O sea, el Pequeño Nicolás (de profesión, sus cosas). Ha ido a Barcelona y en la estación de Sants se ha topado con los CDR y se ha liado un poquito.

Algún empujón, algún insulto y el Pequeño Nicolás de inmediato llamando a las televisiones para contar su caso.

Decían en los 60 que la revolución no sería televisada y nos da la impresión de que se equivocaron.

Páginas