Ana Milán también contesta a Vox

El mensaje lanzado por Vox contra los que han venido a llamar "titiriteros" está dando mucho que hablar 

Así funiona la ultraderecha mediática en redes sociales. Para lanzar un mensaje de apoyo a dos sectores, tiene que mandar otro contrario contra un tercer sector que poco o nada tiene que ver con los dos anteriores. 

La función es de doble sentido. Por un lado, simpatías de unos y, por otro, lanzar los perros al sector, en este caso, cinematográfico. 

Y claro, algunos de los aludidos de forma implícita han respondido. Es el caso de Ana Milán, quien ha lanzado una reflexión bien tirada. "Seguro no están viendo series ni películas. Seguro". 

ADEMÁS: Paco León contra Vox y sys delitos de odio

Para qué queremos más. 

Una reflexión sin insultos, faltas de respeto o ataques. Sencillamente, una reflexión. Pues le ha valido más de 700 respuestas, y las hay de todo tipo, tanto a favor como en contra. 

Y lo peor del asunto es que seguro que quienes lanzaron el mensaje de Vox, realmente están viendo películas y series estos días

ADEMÁS: La respuesta de Ana Milán a la afirmación de que la homosexualidad "es un afecto desordenado"

Pues así están las redes en época de coronavirus. 

Fotos: Gtres

Ver resumen Ocultar resumen

Quien siga la cuenta de Twitter de Ana Rosa Quintana, sabrá que no era muy dada a usarla, salvo ocasiones contadas. No obstante, con la crisis de la pandemia de coronavirus, tiene más tiempo libre y se está animando a dar contenido a sus más de 300.000 followers 

¿Qué contenido? Sobre todo retuits varios de Ignacio Aguado, de periodistas de El Español, El Mundo y, sobre todo, de Isabel Díaz Ayuso, su tuitera de cabecera. Lo cierto es que es raro ver a Ana Rosa tuitear contenido propio... ¡salvo para contestar a Pablo Echenique!

Ver resumen Ocultar resumen

A propósito del coronavirus

Ver resumen Ocultar resumen

Un poco de calor en estos días fríos: así ha sido el aplaudido cierre del Telediario de TVE de este miércoles 25 de marzo. Jornada triste para muchos y muchas por una crisis, la del coronavirus, que toca librar no sólo a España, pero que golpea con dureza a un país que se llena de gestos solidarios y esperanza para salir, juntos, de esta maldita pesadilla.

Páginas