Volta i Volta, tradición renovada en Jávea

La cocina de Volta i Volta

Valencia es una potencia gastronómica que va más allá del tópico que resulta de años de servir paellas (y otros arroces) a los turistas. Decir Comunitat Valenciana es mencionar inevitablemente a Quique Dacosta y su establecimiento en Dénia.

Pero hay mucho (muchísimo) más para elegir.

De un tiempo a esta parte han surgido nuevas propuestas que transitan por los caminos de la tradición con el objetivo de renovarla y ponerla al día.

Eso es Volta i Volta, en el casco histórico de Jávea (c/ Santa Teresa, 3), lejos del mundanal ruído de las playas asoladas por el turismo.

A mediodía, durante una vista realizada un sábado de agosto,e ofrece un menú (más o menos) cerrado: ensalada de manzana, una particular y deliciosa quiche y (a elegir) arroz con verduras, merluza con almejas y aceitunas negras y una original versión del rabo de toro.

Los sabores vibran potentísimos en cada plato y se aprecia la muy alta calidad del producto.

El precio del menú, 18 euros. El servicio y la decoración del local cautivan.

Volta i Volta en uno de sus rincones

Volta i Volta es un agradable descubrimiento que deja con ganas de repetir. Rastreando en su carta hallamos terrina de conejo y mostaza de violeta, alcachofas a la brasa on foie gras, fideua de sepia y cocochas de bacalao, cochinillo lechal con nísperos y kumquats...

Atención (también) a los postres: torrija con uva pasa y helado, mousse de mascarpone con gelatina de mango y sorbete de maracuyá...

Un fabuloso restaurante donde los sabores con raíz valenciana derivan hacia nuevos territorios de modernidad.

Noves Tradicions

Lo explica el equipo de Volta i Volta en su página web: "Buscamos recetas típicas de la zona mediterránea que tenemos más cerca -Valencia y Alicante- y las dotamos de personalidad propia (...). Nos gusta ir un paso más allá y aportar un punto de vista diferente y vanguardista".

Hay, por supuesto, arroces en la carta pero también en este punto se busca salir de cierta norma establecida: véase el arroz con pato y anguila o el de bacalao y berenjena. Entre muchos otros.

Arroz (cómo no)

Y todo hecho en casa y con productos de proximidad.

Una filosofía sostenible, un local con pocas mesas pero extremadamente agradable, un restaurante donde la tradición se respeta. Desde las preciosas baldosas que adornan los suelos (originales de la antigua casa de Jávea que fue este Volta i Volta) hasta su apuesta por la calma como modo de trabajo.

Otro rincón de Volta i Volta

Jávena tiene en Volta i Volta un excelente incentivo para rastreadores de propuestas gastronómicas interesantes.

Abrieron hace un año o poco más.

Vayan, prueben sus exquisitos platos y ayudemos a consolidar este tipo de establecimientos que protegen la tradición pero, además, abren puertas a los nuevos tiempos.

Fotos: Volta i Volta