Malpica es amor

malpica-malasaña-bar-restaurante

Con apenas un mes de vida, Malpica ha logrado convertirse en uno de los lugares más frecuentados de Malasaña. Bar, restaurante y nuevo punto de encuentro entre la gente del barrio, este pequeño local lleno de detalles que te hacen sentir en casa se sitúa en el número 4 de la Corredera Baja de San Pablo; la calle donde esta temporada parece que sucede todo.

Desayuno, comida (incluido un menú diario original, rico y asequible), merienda-cena y empiece de la noche se alternan en el día a día de sus cuatro paredes, cubiertas por azulejos, ladrillo visto y estanterías de madera. Una breve carta de picoteo que cuenta con un delicioso pincho de tortilla de patatas entre sus opciones estrella acompaña a las cañas o al vermú. Las pizzas, preparadas en horno de leña, completan la oferta gastro con un repertorio de sabores muy sencillo, pero suficiente para enamorar a primer gusto.

ADEMÁS: El estilo de Bob Dylan en 7 claves

malpica-malasaña-bar-restaurante

Precisamente, apelando al sentimiento de atracción y cariño que generan tanto el sitio como lo que en él se sirve, describen sus artífices este proyecto en su página de Facebook: "Malpica es amor. Malpica es amor y una copa de vino en una barandilla con aire de la calle y buñuelos de bacalao que hacen llorar y adoquines de toda la vida con madera y una jaula misteriosa y una chimenea canalla donde una vez estuvo Camarón." Sí, el recuerdo de Camarón también está incluido en la visita.

ADEMÁS: Vas a oír hablar de esta novela

Tal vez, sea ahí donde reside el secreto de su recién inaugurado éxito: en que, ante todo, Malpica es un establecimiento emocional. Y eso se transmite y se nota desde el primer instante que se pasa allí. ¿Para qué esperar?

Fotos: Facebook e Instagram (Malpica)